Gallarda en Centro de Naturaleza Tarihuela


Desde el viernes 19 de enero la coral Gallarda está realizando un Fin de Semana de Trabajo en  el Centro de Naturaleza Tarihuela,  en la provincia de Castellón. Están acompañados por los monitores de la Escola Coral.

Se hizo un reparto consensuado de las habitaciones y con el propósito que en el próximo fin de semana se realicen los cambios oportunos. Después de la cena vieron una interesante película  que además forma parte de la banda sonora del fin de semana. Las coralistas más mayores han preparado una mini-velada que mañana pondrán en marcha.

En la mañana del sábado se han realizado ensayos parciales después de una noche tranquila por parte de las chicas,  que aunque charlaron un poquito más de la cuenta… se portaron bastante bien;  esta vez han sido los chicos los que se han despertado super pronto y con las pilas super-recargadas…

Los coralistas lo están pasando de maravilla en contacto con la naturaleza de Tarihuela y en los parques que aquí tenemos, donde se lo pasan en grande!!! El personal de Tarihuela como siempre,  excepcional,  se vuelcan con nuestros coralistas en todos los sentidos y siempre están pendientes de nuestras necesidades.

Hoy ha sido un día intenso y es que además de los ensayos,  los descansos y los tiempos de ocio,  hemos tenido un extra: las chicas mayores de Gallarda se han encargado de hacer una velada esta misma tarde (la que iniciaron sus preparativos en la noche del viernes) y hemos de decir que ha sido todo un éxito tanto para sus compañeros como para nosotros mismos. Lo han organizado en muy poco tiempo y además,  dentro del albergue,  por lo que esto tiene mucho merito. Bravo! por ellas,  porque francamente lo han hecho muy bien. También hoy hemos tenido merienda doble ya que una mamá nos ha deleitado con dos hojaldres de Nutela que estaban muy ricos,  vamos,  que no ha quedado nada de nada.

 

 

Han continuado con los ensayos y después la cena. Las cocineras esta mañana han sido felicitadas de forma espontánea por algunas de nuestras coralistas y es que los macarrones estaban para chuparse los dedos. Después de la cena está prevista la “velada oficial” que esoeramos que les guste tanto o más que la que han organido por su cuentas las chicas mayores.